El Foro, organizado por ACNUR, tiene el objetivo de transformar la manera en la que el mundo responde ante las situaciones de las personas refugiadas

Este lunes se dio inicio al primer Foro Mundial sobre los Refugiados en Ginebra, organizado por la Agencia de la ONU para los Refugiados (ACNUR) y Suiza, que reunirá durante tres días a personas refugiadas, jefes de Estado y Gobierno, así como representantes del sector privado y de la sociedad civil.

La meta del encuentro es alcanzar nuevos enfoques y compromisos a largo plazo para ayudar a los refugiados, que ya superan los 25 millones en todo el mundo, y a las comunidades que los acogen.

Más de 70 millones de personas en el mundo se han visto forzadas a desplazarse a causa de la guerra, los conflictos y la persecución. En América Latina, por ejemplo, se están viendo niveles históricos de desplazamiento forzado debido a diferentes crisis en la región. Venezuela, El Salvador y Honduras se encuentran en la lista de los diez países del mundo de donde provienen más solicitudes de asilo. 

“Este Foro es una oportunidad para mostrar y reafirmar nuestro compromiso colectivo con el Pacto Mundial sobre los Refugiados en línea con el espíritu de los Objetivos de Desarrollo Sostenible de no dejar a nadie atrás”, aseguró el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados, Filippo Grandi.

Entre las contribuciones que se esperan esta semana se espera ayuda financiera, técnica y material, así como cambios normativos y políticos para fomentar la integración de los refugiados. También se busca facilitar su reasentamiento y su retorno si es posible.