Un equipo de la Organización Mundial de la Salud se encuentra en Wuhan en China para llevar a cabo una investigación sobre el brote de coronavirus que ya ha contagiado a 308 personas y causado 6 muertes.  Fuera de ese país, Corea del Sur y Japón han confirmado un caso y Tailandia, dos.

El portavoz de la Organización ha insistido en que aún hay que investigar cómo se transmite el virus, la severidad de la enfermedad y el origen y la magnitud del brote.

“Según la información de la que disponemos actualmente, un animal parece ser la fuente principal de este brote, con una transmisión entre personas limitada y que solo ocurre entre contactos cercanos. Según las experiencias previas con enfermedades respiratorias y otros brotes de coronavirus, se está produciendo transmisión de persona a persona”. 

El director de la Organización Mundial de la Salud, Tedros Adhanom Ghebreyesus, ha convocado al comité de emergencias, el próximo 22 de enero, para “evaluar si el nuevo coronavirus constituye una emergencia de salud pública de importancia internacional” y determinar qué medidas se deben tomar para responder al brote.