El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, ha dado un nuevo vuelco a su gabinete este martes con la destitución de Rex Tillerson como secretario de Estado, al tiempo que nombraba como sustituto al hasta ahora director de la CIA, Mike Pompeo, y colocaba al frente de la agencia de inteligencia estadounidense a su actual subdirectora, Gina Haspel, que será la primera mujer en ocupar ese cargo.

Mike-PompeoEl propio Trump ha anunciado los cambios a través de su cuenta de personal de Twitter: “Mike Pompeo, director de la CIA, será nuestro nuevo Secretario de Estado. ¡Hará un trabajo fantástico! ¡Gracias Rex Tillerson por su servicio! Gina Haspel será la nueva directora de la CIA, la primera mujer. ¡Enohorabuena a todos!”, reza el mensaje.

El presidente estadounidense concretaba así un movimiento esperado en Washington, ya que durante su etapa al frente del Departamento de Estado, Tillerson ha discrepado en el fondo y en las formas en numerosas ocasiones con Trump en temas tan candentes como el programa nuclear de Corea del Norte o el acuerdo cerrado con Irán en la época de Barack Obama.