La Clínica Feel Good informa de que los tratamientos de estética y las dietas crecen un 20% tras el día de San Valentín convirtiéndolos en una alternativa de regalo cada vez más utilizada.

La personalización de los regalos relacionados con la salud y el aspecto físico es algo que la Doctora María Amaro valora como “muy positivo. Se huye de convencionalismos y es una manera muy bonita de decir ‘te quiero’, regalando salud y vida. Sorprende el enfoque que le dan muchas personas que acuden a la clínica y regalan por ejemplo un tratamiento para dejar de fumar a su pareja, porque así creen que ayudar a superar la adicción a la nicotina es lo mejor que pueden hacer por el otro. No deja de ser algo muy romántico poder regalar salud”, opina.

Los tratamientos que más se regalan en estas fechas tienen que ver con sesiones de fisioterapia y acupuntura para personas con problemas de espalda, pero también están los relacionados con la estética que normalmente se asocian al cuidado de la piel y su elasticidad.

Pero sin duda las dietas de adelgazamiento unidas a la educación de los hábitos alimenticios se convierten en otro de los regalos que más destacan dentro de esta nueva tendencia que apuesta por regalar salud.

Sobre este respecto, la Doctora Amaro indica que “son muchas las personas que acuden a que eduquemos sus hábitos alimenticios y les facilitemos una dieta para la pérdida de peso. Es un regalo de salud y vida, puesto que comer bien y de forma sana está demostrado que alarga la calidad de vida y qué mejor forma de demostrar el amor por tu pareja que con este gesto. También es importante decir que es un regalo que le hacen ellas a ellos, en una proporción amplia”, destaca.

La incorporación del hombre como receptor de este tipo de regalos es cada vez mayor y sobre todo se basan en tres aspectos fundamentales: sesiones de fisioterapia, programas de acupuntura para dejar de fumar y dietas personalizadas.