El proyecto, ahora denominado Madrid Nuevo Norte, supondrá la regeneración de 2,68 millones de metros cuadrados en plena ciudad

– El proyecto, aprobado en el Pleno de la capital por la totalidad de los grupos municipales -Más Madrid, PP, Ciudadanos, PSOE y Vox- permite superar un bloqueo de 26 años y contempla la construcción de 10.500 viviendas y un nuevo distrito financiero en el norte de la capital, además de la reforma de la estación ferroviaria de Chamartín.

Es considerado como el mayor proyecto urbanístico de Europa.

La previsión es que las primeras obras, las de urbanización, se puedan iniciar en 2021,  y que el proyecto se desarrolle en fases hasta 2037.