Así es como se conoce al ‘tapeo’ en Baeza que, unido al valor patrimonial de este hotel y a la calidad de sus propuestas gastronómicas, lo convierten en una experiencia única

Foto_TRH_BaezaTerrazaVerano_29042013

 Con la llegada del buen tiempo, el claustro interior del Hotel TRH Ciudad de Baeza, situado en la localidad jienense del mismo nombre, se transforma en una terraza de verano para los amantes de la buena gastronomía, basada en productos locales donde el aceite de oliva virgen extra, tan vinculado a la cocina tradicional de Jaén, se convierte en protagonista de excepción. Creaciones de calidad, a la carta o para tapear, elaboradas a la altura de este establecimiento edificado hace casi medio siglo, que completan la oferta de ocio y restauración de la ciudad de Baeza, declarada Patrimonio de la Humanidad.

   Baeza, ciudad jienense conocida por su importante producción olivarera y su gran legado monumental —está declarada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco—, es también conocida por su afición al ‘ligue’. Así es como, curiosamente, se conoce al ‘tapeo’ en esta legendaria localidad.

Entre sus numerosos rincones de innegable valor patrimonial, destaca uno: el Hotel TRH Ciudad de Baeza, un establecimiento levantado sobre un edificio con más de 480 años de historia, convertido en espectador de lujo de las tradiciones y las costumbres de la localidad. Entre ellas, la gastronomía ocupa un lugar destacado, y el aceite de oliva virgen extra es su mejor representante. Ésta es precisamente, la base de la cocina baezana, y símbolo, además, del aroma y sabor más andaluz.

 

La cocina del Hotel TRH Ciudad de Baeza ofrece a huéspedes y vecinos un aliciente más: disfrutar de sus propuestas gastronómicas en su claustro principal, convertido durante los meses de más calor en terraza de verano. Ahí es posible degustar, desde la mañana y hasta bien entrada la noche, alguna de las delicias que salen de sus fogones, como Paté de perdiz sobre aceite de oliva, Croquetas caseras, Lomo de Orza, Queso en aceite picual, Hojaldre de habitas con jamón, Picatoste de asadillo de pimientos, Lardones de ave a la hierbabuena, Bombones de jamón a las finas hierbas o Cazón en adobo. Y como postre, Cucharita de gachas de Baeza, Porción de manzana asada o Puding al caramelo, entre otros.

 

Además, el hotel piensa en todos los públicos. Por eso no faltan platos elaborados para aquellos comensales que tienen diferentes necesidades alimentarias, como puede ser el caso de los celíacos.

 

En el apartado de bebidas, la terraza del hotel cuenta con una amplia selección de vinos, espumosos, cavas, licores y cócteles para todos los gustos, perfectos para ‘ligar’, para disfrutar de una tarde con amigos o para poner el broche de oro a una estancia de lujo en este hotel, cuyos muros de piedra trasladan al viajero hasta otro tiempo, rodeado de arcos, rocas centenarias y aromas andaluces.

Sobre TRH Hoteles

TRH Hoteles es una cadena hotelera de capital 100% español, que cuenta con nueve establecimientos situados en diferentes puntos de la geografía española, enclaves destacados por su riqueza cultural, paisajística y urbana. Sus hoteles se diferencian por una oferta segmentada y dirigida a todo tipo de viajeros, clasificada en tres categorías principalmente: Business and Congress, con hoteles ubicados en Sevilla; Business and Cultural, con presencia en la capital hispalense y Baeza, Jaén; y Beach Hotel, cuyos establecimientos se encuentran en la Costa del Sol y las Islas Baleares, destinos eminentemente tradicionales en sol y playa. www.trhhoteles.com