A raíz de la tensión, los descubrimientos de importantes yacimientos de petróleo

La tensión es alta entre las armadas de Grecia y de Turquía en el Mediterráneo oriental. El presidente turco Recep Tayip Erdogan afirma que que “si hay una evolución negativa, el único responsable y el único que sufrirá será Grecia”. Responde así al primer ministro griego Kyriakos Mitsotakis que señalaba que existe el peligro de un ‘accidente’, del que Turquía sería responsable.

El 10 de agosto, Ankara envió un buque de investigación a la zona para explorar un área, parte de la cual pertenece a Grecia, según Atenas. Turquía reclama derechos de explotación al considerarla como plataforma continental.

El «ejercicio militar conjunto» de Grecia, Francia, Italia y Chipre, entre el 26 y el 28 de agosto, anunciado oficiosamente por Atenas, pudiera interpretarse como un doble gesto de solidaridad armada con Atenas y una nueva advertencia al creciente intervencionismo turco.