El secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg, ha advertido este miércoles, durante su intervención en el Congreso de los Estados Unidos, sobre la amenaza que supone para la Alianza “una Rusia más efectiva”, para matizar seguidamente que la Alianza no quiere repetir “la carrera armamentística” ni “una nueva Guerra Fría”.

“La OTAN no tiene intención de desplegar armas nucleares terrestres ni misiles en Europa”, ha dicho el Stoltenberg en la sesión conjunta de las dos Cámaras del Congreso un día antes del 70 aniversario de la fundación de la OTAN, una coalición que engloba a 29 países.

Jens Stoltenberg, también ha aprovechado su discurso para agradecer al presidente de Estados Unidos, Donald Trump, su insistencia en que los demás miembros de la Alianza aumenten sus aportaciones. “Los aliados deben gastar más en defensa. Este ha sido un mensaje claro del presidente Trump y está teniendo un impacto real”, ha dicho Stoltenberg en un discurso único dirigido al Congreso estadounidense.

Esta es la primera vez que el dirigente de una organización internacional se dirige a las dos cámaras del Congreso, reunidas en sesión conjunta, ha explicado a la prensa la embajadora de EE.UU. ante la OTAN, Kay Bailey Hutchison.