Cuenta con 632 eScooters 100% eléctricos en la ciudad

Después de la presentación de la nueva marca SEAT MÓ el pasado mes de junio, creada para impulsar la estrategia de movilidad urbana centrada en productos y servicios de micromovilidad, la compañía ha desplegado su primer servicio de motosharing en Barcelona y pone a disposición de los ciudadanos un total de 632 eScooters.

Tras la puesta en marcha de la zona de bajas emisiones (ZBE) en la ciudad de Barcelona a principios de año, SEAT ofrece dos servicios, uno de motosharing y otro de suscripción con motos 100% eléctricas en la ciudad condal, con el objetivo de asegurar la movilidad individual a todos los ciudadanos, incluso los días de restricción de tráfico. Con sus vehículos ágiles y de cero emisiones, SEAT MÓ quiere contribuir a reducir la contaminación y a mejorar la movilidad urbana en Barcelona, la ciudad de SEAT.

Lucas Casasnovas, responsable de SEAT MÓ, ha afirmado que “este lanzamiento refuerza nuestro compromiso con la nueva movilidad urbana y supone un paso más en nuestro objetivo de trabajar por unas ciudades mejores, con una movilidad más accesible y asequible a los ciudadanos, especialmente los jóvenes. Queremos ofrecer el mejor producto, con motos equivalentes a una 125cc, y el mejor servicio, incluyendo medidas adicionales de seguridad e higiene contra la COVID-19. Nuestra meta es convertirnos en el aliado que las ciudades necesitan para ser más eficientes, más sostenibles y más seguras”.

SEAT MÓ ofrece también un modelo de suscripción todo incluido que permite tener acceso a la moto por semanas o meses, incluyendo el seguro del vehículo, el mantenimiento, un casco y un cambio de batería semanal. Y todo sin obligación de permanencia. El coste es de 75 euros semanales, o 200 euros mensuales. En el caso de alquilarla trimestralmente, el coste mensual sería de 150€. El modelo de suscripción es para un usuario extensible a una persona adicional, un familiar, por ejemplo.   

La compañía también ha implementado la suscripción semanal y mensual a sus dos modelos de patinete eléctrico. El eKickscooter 25 tiene un coste de 15 euros semanales y 40 euros mensuales, mientras que el nuevo eKickscooter 65 puede alquilarse por 25 euros semanales o 75 euros al mes.