El Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad ha comenzado a difundir hoy la campaña “Menores sin alcohol”, cuyo objetivo es sensibilizar a los adultos y hacerles conscientes de que los consumos de alcohol a edades tempranas afectan al desarrollo madurativo (orgánico, psicológico y social) de los menores.

La campaña va a estar activa desde el 8 de noviembre, hasta el 29 de este mismo mes y se va a difundir en múltiples soportes comunicativos: televisión, prensa, radio, medios digitales, publicidad exterior y cines. Durante el tiempo de duración de la campaña se utilizará el hashtag #MenoresSinAlcohol en las comunicaciones del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad y de la Delegación del Gobierno para el Plan Nacional sobre Drogas en las redes sociales.

La campaña incide en que es responsabilidad de todos los adultos contribuir a generar una sociedad menos tolerante con el consumo de alcohol entre los menores. Los resultados que se persiguen sólo son posibles con la implicación de todos: administraciones, partidos políticos, sectores comerciales de producción, distribución y ocio, medios de comunicación, comunidad educativa, asociaciones de padres y madres, en definitiva, de toda la sociedad.

En este sentido, el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad considera necesario modificar la cultura existente con respecto al uso y abuso del alcohol, generando un debate social sobre los riesgos de su consumo por los menores de edad, tanto por su salud como para su seguridad, que esta campaña contribuirá a impulsar.

Las encuestas llevadas a cabo por la Delegación del Gobierno para el Plan Nacional sobre Drogas determinan que existe una gran permisividad social y una escasa percepción de riesgo, sobre el efecto en los menores de dichos consumos.