“La situación sanitaria sigue muy complicada en todo el mundo con casos de COVID-19 y rebrotes que parecen fuera de control. Sabemos que el calendario de este año tras cuatro meses sin jugar es una barbaridad” dijo en tenista en su cuenta de Twitter.