La ambición del Grupo PSA es convertir el vehículo autónomo en accesible al mayor número de usuarios, proponiendo vehículos que faciliten el día a día, que permitan disfrutar de tiempo a bordo y todo ello con cada vez mayor seguridad. Con este objetivo, el programa AVA ‘Autonomous Vehicle for All’, presentado al Salón de Ginebra, agrupa una amplia gama de funciones que van a ir progresivamente hacia la delegación parcial y luego total de la conducción del vehículo, siempre que el conductor lo desee.

El Grupo ha desplegado este programa AVA en los vehículos de sus marcas Peugeot, Citroën y DS. Los vehículos de demostración probados por los automovilistas están equipados con funciones de nivel 3 “eyes off” y 4 “mind off”. Estos vehículos preconfiguran el coche completamente autónomo disponible a partir de 2020.

En la actualidad, ya hay funciones de ayuda a la conducción resultantes del programa AVA disponibles en varios modelos, como Peugeot 208, 308, 2008, Traveller, y el nuevo Peugeot 3008, Citroën C4 Picasso, C3 y Spacetourer en Europa; Peugeot 4008 y Citroën C6 en China. Algunos ejemplos de funciones de nivel 1:

– el vehículo se adapta a la velocidad del que lo precede, mantiene una distancia de seguridad y es capaz de detenerse automáticamente gracias al “Regulador de Velocidad con Función Stop”.

– El vehículo alerta al conductor en caso de riesgo de colisión gracias a la “Alerta de Riesgo de Colisión”; en caso de necesidad el vehículo puede automáticamente activar el freno gracias al “Frenado Automático de Emergencia”.

– El vehículo vuelve de nuevo automáticamente a su carril en caso de deriva gracias a la “Alerta de Cambio Involuntario de Carril”.

– El vehículo detecta un espacio de estacionamiento según sus dimensiones y controla el sistema de dirección para aparcar gracias al “Park Assist”.

Desde 2018, las funciones de conducción automatizadas “bajo vigilancia del conductor” constituirán la 2ª etapa del programa AVA ‘Autonomous Vehicle for All’. Algunas de estas funciones de nivel 2 se lanzarán en el DS 7 CROSSBACK:

– El propio vehículo administra su velocidad y controla su trayectoria. El “Connected Pilot” propone así una asistencia completa en vías rápidas.

– El vehículo se aparca completamente solo sin que el conductor tenga que intervenir gracias al “Park Pilot”.

– El equipamiento del vehículo permite identificar los obstáculos para garantizar una visibilidad nocturna aumentada en la carretera, gracias al “Night Visión”.

– Una cámara dentro del vehículo vela por la concentración del conductor gracias al “Driver Attention Monitoring”.

A partir de 2020, las funciones de conducción autónoma “hands off” y más adelante de nivel 3 “eyes off” permitirán delegar enteramente la conducción al vehículo.