Naciones Unidas y las Fuerzas Democráticas Sirias, una alianza formada por grupos armados de la oposición que luchan contra el DAESH, firmaron el pasado fin de semana el primer Plan de Acción para prevenir y poner fin al reclutamiento y la explotación de niños menores de 18 años en Siria.

El acuerdo se materializó el pasado sábado 29 de junio en Ginebra durante una ceremonia en el Palacio de las Naciones a la que acudieron la representante especial del Secretario General de la ONU para la cuestión de los niños y los conflictos armados, Virginia Gamba, y el general Mazloum Abdi, por parte de las Fuerzas Democráticas Sirias.

Por medio de este Plan, las Fuerzas Democráticas Sirias se comprometen a acabar y evitar que se produzca el reclutamiento y el uso de menores en conflictos, a identificar y separar a los niños y niñas que se encuentran actualmente en sus filas y a aplicar medidas preventivas, de protección y disciplinarias en relación con el reclutamiento y la explotación de menores.

Virginia Gamba mostró su satisfacción tras la firma del Acuerdo al señalar que “es un día importante para la protección de los niños en Siria y marca el comienzo de un proceso, ya que demuestra el compromiso por parte de las Fuerzas Democráticas Sirias para lograr que no se reclute o explote a ningún niño, por parte de ninguna entidad que opere bajo su paraguas”, afirmó la representante especial del Secretario General.

Gamba destacó que la firma del Plan de Acción es el resultado de meses de colaboración entre las Naciones Unidas y las Fuerzas Democráticas de Siria, en estrecha consulta con su Oficina.

Del mismo modo elogió el trabajo que realizan sus colaboradores sobre el terreno para proteger a los menores y señaló que la situación en Siria es una de las más graves que figuran en su agenda, con consecuencias terribles para los niños.

También quiso destacar la importancia de los planes de acción como herramienta de cooperación con las partes en conflicto, y lo calificó como “un importante instrumento del mandato relativo a los niños y los conflictos armados desde 2003, de conformidad con la resolución 1460 (2004) del Consejo de Seguridad”.

La Oficina de la representante especial reúne datos y presenta informes sobre cómo y dónde los menores se ven afectados por esta dramática situación. Las partes que cometen graves violaciones contra los niños, en cualquiera de las 20 situaciones de conflicto que figuran en su agenda, se añaden en los anexos del informe anual del Secretario General sobre menores y conflictos armados.

Las Unidades de Protección del Pueblo (YPG/YPJ), que funcionan bajo el control de las Fuerzas Democráticas Sirias, se incluyen en los anexos del Informe Anual del Secretario General sobre los niños y los conflictos armados para el reclutamiento y la explotación de menores desde 2014.