Es la primera vez que Venezuela recibe una ayuda de este tipo, pues para su aprobación se requiere que previamente tenga el visto bueno del Gobierno

 – Las Naciones Unidas liberaron unos 9,2 millones de dólares para nutrición, atención médica y otro tipo de ayuda para los venezolanos a través de un fondo de ayuda para emergencia, la primera de su tipo durante la cada vez más profunda crisis política y económica.

La decisión de desbloquear el Fondo Central para la Acción en Casos de Emergencia por parte de varias agencias de la ONU, que fue tomada desde mediados de noviembre, representa un avance debido a que dicho fondo generalmente requiere la aprobación del gobierno del país al que será destinado.

El gobierno de Nicolás Maduro ha negado en varias ocasiones que Venezuela necesite ayuda externa y ha tratado de responsabilizar de los problemas del país a las naciones que considera imperialistas, como Estados Unidos y algunos miembros de la Unión Europea.

Los críticos del Gobierno celebraron la medida como un reconocimiento por parte de las autoridades venezolanas de que el país enfrenta una crisis humanitaria, lo que constituye un paso hacia el tratamiento de una población privada de servicios básicos.