Con una treintena de expositores de trajes y complementos y un protocolo sanitario frente a la COVID-19, se podrá visitar hasta el día 25 de abril

El primer mercadillo especializado en moda flamenca, una iniciativa impulsada por el Ayuntamiento de Sevilla, a través de su Área de Economía y Comercio, y con la colaboración con los empresarios y autónomos de este sector, ha abierto hoy sus puertas en la Plaza Nueva con 35 puestos de trajes y complementos y cumpliendo con las recomendaciones de las autoridades sanitarias para así reducir el riesgo de contagios por COVID-19 y adoptando, además, una serie de medidas adicionales de prevención frente a la pandemia.

Hasta el día 25 de abril y con un horario de 10.30 a 14.30 y de 16.30 a 20.30 en días laborables y de manera ininterrumpida de 10.30 a 20.30 los sábados y domingos, el mercadillo está acotado y aforado, con sus entradas y salidas independientes, y se ha dotado de un recorrido en un solo sentido, una toma individual de temperatura en su inicio y varios dispensadores de gel hidroalcohólico a lo largo del mismo.

Desde trajes hasta complementos de lo más variado –flores, mantones, joyería, castañuelas, peinetas, peinas, abanicos, mascarillas e incluso camisas o camisetas que adoptan las formas flamencas–, este mercadillo ofrece artículos que reflejan la diversidad de la moda flamenca y del trabajo de la costura y la artesanía.

El delegado de Economía, Comercio, Relaciones con la Comunidad Universitaria y Área Metropolitana, Francisco Páez, ha realizado esta mañana un recorrido por los distintos expositores, ha destacado la gran aceptación que ha tenido esta iniciativa entre empresarios y autónomos y ha agradecido la colaboración de las asociaciones Mof&Art (Asociación de Diseñadores de Moda y Artesanía Flamenca de Andalucía) y Qlamenco y del colectivo Lunar Off, así como de todos los participantes.

De hecho, en una reunión técnica mantenida con anterioridad a la apertura del mercadillo, el propio sector trasladó al Ayuntamiento su interés por mantener esta iniciativa comercial y de apoyo y promoción de la moda flamenca a pesar del aplazamiento de los desfiles al aire libre previstos para la semana en la que se tendría que haber celebrado la Feria de Abril, un aplazamiento acordado tras la reunión ayer del alcalde de Sevilla, Juan Espadas, y el consejero de Salud y Familias, Jesús Aguirre, tras empeorar la evolución de la pandemia y la posibilidad de que la ciudad entre en el Nivel 3 de alerta sanitaria.

“Los empresarios y autónomos han realizado una importante inversión en la adquisición de los artículos para participar en este mercadillo de moda flamenca, un canal idóneo para propiciar las ventas de unos profesionales que, por segundo año consecutivo, se quedan sin la Feria de Abril y el resto de las ferias y romerías de Andalucía. Estamos ante una moda muy estacional, de ahí que el propio sector haya decidido mantenerlo justo en estas fechas, respetando, eso sí, todas las recomendaciones sanitarias”, ha explicado Francisco Páez. “Es una amplia variedad de empresarios, autónomos y profesionales para un sector generador de economía y empleo en la ciudad y que es también imagen internacional de Sevilla y del conjunto de Andalucía”, ha recalcado.

Serán las asociaciones de moda flamenca las que propondrán una nueva fecha para el desfile aplazado. Mientras tanto, y como otras de las iniciativas de apoyo e impulso a la industria flamenca, se mantienen las dos exposiciones inauguradas la semana pasada –‘Los héroes de la pandemia’, como homenaje a las y los profesionales que han destacado por su servicio durante la pandemia, y ‘Por los rincones del Alcázar’, con la modelo sevillana Eva González– en la Avenida de la Constitución, Plaza del Altozano y Plaza del Salvador. Asimismo, se está ultimando en el Ayuntamiento una exposición sobre la evolución de la moda flamenca entre el 16 de abril y el 2 de mayo, también con protocolos de seguridad sanitaria y unos aforos similares a los existentes para la reciente exposición de arte sacro ‘Sevilla Fecit-21’. Ya ha concluido, por último, el calendario de actividades de ‘La mantilla. Sevilla, del dolor a la alegría’, en este caso con la colaboración de la agencia Doble Erre de Raquel Revuelta.