La Misión de Asistencia de la ONU en Iraq (UNAMI) informó hoy que durante el mes de septiembre perdieron la vida 1.119 iraquíes a causa de actos terroristas o de violencia.

Las cifras, que no incluyen la provincia de Anbar, indican que del total de víctimas, más de 850 eran civiles.

Además, se reportaron cerca de 2.000 heridos, 1.600 de ellos civiles.

La UNAMI identificó la provincia de Bagdad como la más afectada por actos violentos y terroristas, y en ella se registraron 350 muertos y casi mil heridos en el mes pasado.