Estas medidas se enmarcan en el programa de recuperación y expansión económica que impondrá el Ejecutivo desde el lunes y con el que espera salir de la profunda crisis económica.

 – El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, ha aumentado en las pasadas horas el salario mínimo de los trabajadores al elevarlo hasta un nivel 35 veces superior al actual, lo que equivale a 723 ó 45 dólares, según las tasas oficiales de referencia en el país. El sueldo pasará de 5.196.000 bolívares (20,8 ó 1,30 dólares) a 180.000.000, una cantidad que será expresada en “bolívares soberanos”, como se llamará la moneda nacional desde el próximo lunes, cuanto entrará en vigencia una reconversión monetaria que le quitará cinco ceros al signo. “He fijado el salario mínimo, las pensiones y la base de salario para todas las tablas salariales del país en medio ‘petro’, 1.800 bolívares devengarán los trabajadores en salario mínimo”, ha dicho.

Maduro ha señalado que el lunes se depositará una bonificación de 600 bolívares soberanos (241 ó 15 dólares) a 10 millones de inscritos en el gubernamental Carné de la Patria, un censo en el que el Gobierno asegura se ha registrado la mitad de la población y que la oposición cuestiona por ser un arma de “control social y político”. Este bono, ha sentenciado Maduro, servirá para la “adaptación” a la reconversión, pero solo beneficiará a un tercio de la población. El jefe de Estado ha informado de que el Ejecutivo asumirá “por los próximos 90 días el diferencial de la nómina salarial de toda la pequeña y mediana industria del país para que no haya impacto sobre la inflación”.

Por último, Maduro ha remarcado que esto abarcará a empresas públicas y privadas para que no tengan “excusas” de querer aumentar los precios.