Los talibanes han reivindicado dos atentados suicidas que han dejado una treintena de muertos en la ciudad afgana de Parwan y en la capital Kabul.  El portavoz de la formación insurgente, Zabihullah Mujahid, se atribuyó la autoría de ambos atentados en un comunicado.

El ataque más grave se ha producido en las cercanías del recinto donde tenía lugar un mitin electoral del presidente afgano, Ashraf Ghani, y ha causado según los talibanes “28 miembros de las fuerzas de seguridad muertos, incluyendo guardias del palacio presidencial y de las fuerzas especiales”, mientras fuentes hospitalarias han señalado a EFE que hay 24 muertos, incluyendo mujeres y niños, y 32 heridos, 11 graves.

Poco después se produjo otro ataque cerca de un edificio del Ministerio de Defensa afgano y a unos 300 metros de la embajada estadounidense en Kabul, en el que se han registrado de momento seis muertos y 14 heridos, según fuentes policiales a la agencia Reuters. Según el portavoz talibán, el atentado ha causado “la muerte de decenas de soldados y oficiales del Ministerio”.