Varias provincias afganas se han quedado sin suministro eléctrico este domingo, incluida Kabul, con la destrucción de tres torretas de la red eléctrica en la provincia de Baghlan. La eléctrica pública Da Afghanistan Breshna Sherkat (DABS) ha informado de que las torretas estaban en la localidad de Balak Mirzad Hasan Tal y fueron atacadas con explosivos, según recoge la agencia de noticias afgana Jaama Press.

El personal de la empresa está ya trabajando para restablecer el suministro.

Los talibán controlan o tienen una gran influencia en casi la mitad del territorio afgano, por lo que estarían en su momento de mayor fortaleza desde la invasión de Estados Unidos en 2001.