Los Reyes han asistido este miércoles en Mallorca a la misa funeral en memoria de los trece fallecidos en la torrentada que el pasado 9 de octubre arrasó el Levante de la isla, principalmente Sant Llorenç, donde a mediodía ha sido hallado el cuerpo sin vida de Arthur, el niño desaparecido durante ocho días. El cadáver del pequeño, cuya madre también se cuenta entre las víctimas mortales, ha sido encontrado sobre las 12.20 horas por el operario de una pala mecánica que retiraba restos de barro y residuos vegetales en una zona anexa al torrente cerca del pueblo de Sant Llorenç.

El lugar era uno de lo puntos prioritario de rastreo desde el sábado, cuando se retiró en las inmediaciones una acumulación de cuatro camiones, nueve turismos y dos motos.Los investigadores de la Guardia Civil habían analizado el desplazamiento de otras víctimas y de los residuos arrastrados por la avenida y consideraron más probable que el cuerpo del niño se encontrara en el tramo de 5 kilómetros entre Sant Llorenç y Son Carrió, hipótesis que avaló un geólogo especialista y ha confirmado el hallazgo de Arthur.