A la espera de los resultados oficiales, previstos para este lunes, lo más reseñable de estos comicios ha sido la baja participación, por debajo del 50 por ciento. Las elecciones no se han celebrado en 9 años porque el mandato del Parlamento se prolongó tres veces debido a la guerra y la inestabilidad en la vecina Siria.

 – Líbano ha celebrado este domingo sus primeras elecciones parlamentarias en nueve años, en una jornada que ha transcurrido con tranquilidad; cerca de 3,5 millones de libaneses estaban llamados a acudir a las urnas para elegir a 128 diputados -64 cristianos y 64 musulmanes- entre 700 candidatos bajo una nueva ley electoral, aprobada en 2017, que establece un sistema proporcional, pero mantiene la división del electorado en función de su religión.

La prensa libanes da por segura la victoria del poderoso grupo chií, aliado del Gobierno sirio y de Irán. Aunque también se espera que Corriente del Futuro, el partido del primer ministro, el suní Saad Hariri, aliado de Arabia Saudí, tenga suficientes apoyos para conservar las riendas del Gobierno.