Las fuerzas armadas de Etiopía tomarán en los próximos días el control de Mekelle, la capital de la región de Tigray, informaron a última hora del viernes, un día después de que el primer ministro etíope anunciara la “fase final” de una ofensiva en la región.