Las exportaciones españolas de mercancías en el periodo enero-abril crecieron un 9,8% respecto al mismo periodo del año anterior y alcanzaron los 91.537,7 millones de euros, máximo histórico de la serie para el acumulado en este periodo.

Las importaciones crecieron un 12,4% hasta los 99.935,9 millones de euros. Como resultado, el déficit comercial de los cuatro primeros meses del año alcanzó los 8.398,1 millones de euros, un 50,5% más que el registrado en el mismo periodo de 2016. Las exportaciones españolas registraron mejor evolución que las del conjunto de la zona euro y la Unión Europea.

La tasa de cobertura -exportaciones sobre importaciones- se situó en el 91,6% (93,7% en enero-abril de 2016).

En términos de volumen, las exportaciones se incrementaron un 9%, ya que los precios, aproximados por los Índices de Valor Unitario (IVUs), crecieron un 0,8%; y las importaciones aumentaron un 4,8%, por la subida de los precios en un 7,2%.

El saldo no energético arrojó un déficit de 20 millones de euros (189,8 millones de euros de déficit en el acumulado hasta abril de 2016) y el déficit energético se incrementó un 55,4%, hasta los 8.378,1 millones de euros (5.391 millones en 2016).

El crecimiento de las exportaciones españolas entre enero y abril es superior al registrado en los países del entorno, salvo en el caso del Reino Unido, donde subieron un 17,4% por el efecto de la depreciación de la libra. En el conjunto de la zona euro y en la Unión Europea las exportaciones aumentaron un 7,2%. También fueron más discretos los crecimientos registrados en Italia (6,6%), Alemania (5,5%) y Francia (2,3%), así como en EEUU (6,7%), China (4,2%) y Japón (8,2%).