Una iniciativa “histórica” al reunir a varios países

El secretario general de la ONU, Antonio Guterres, y el director de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus, lanzaron una “colaboración histórica” para acelerar el desarrollo, la producción y la distribución justa de la vacuna y las terapias contra el coronavirus.

“Estoy particularmente agradecido al presidente Emmanuel Macron, a la presidenta de la Comisión Europea Ursula von der Leyen y a Bill y Melinda Gates por su liderazgo y apoyo”, dijo el Director General de la OMS también agradeciendo a los otros líderes mundiales que dieron su apoyo a la iniciativa. “Desde enero, la OMS ha estado trabajando con miles de investigadores de todo el mundo para acelerar el desarrollo de una vacuna. Unidos, ganaremos el coronavirus”, dijo.

Luchar contra la actual pandemia supondrá el “esfuerzo de salud pública más masivo de la historia”, dijo el secretario general de la ONU, Antonio Guterres.

“Nos enfrentamos a un enemigo público mundial como ninguno otro”, afirmó Guterres en la conferencia telemática, en la que participaron los mandatarios de Francia, Alemania, Italia, España y la jefa de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen.

Guterres pidió que no haya “una vacuna o tratamientos para un país o una región, o la mitad del mundo, sino una vacuna y tratamientos baratos, sanos, efectivos, fácilmente utilizables y que sirvan para todos, en todas partes”.

“Nadie estará a salvo hasta que todos estemos a salvo. La COVID-19 no respeta fronteras. La COVID-19 amenaza a la gente siempre y en todo lugar”, subrayó.

Los ausentes: China, donde surgió el nuevo brote de coronavirus, y Estados Unidos, que registra el mayor número de contagios y fallecimientos, no estaban sin embargo presentes en la reunión.