Una veintena de provincias de ocho comunidades autónomas se encuentran este jueves en alerta amarilla por lluvias, que podrían dejar hasta 60 litros por metro cuadrado en doce horas en puntos de Levante, así como por fenómenos tormentosos y rachas fuertes de viento.