En Sevilla, Huelva, Cádiz y Córdoba

La Fundación Cajasol ha abierto sus tradicionales belenes en las diferentes sedes que tiene en Andalucía, para ayudar a iluminar la Navidad y durante estos primeros días están siendo inaugurados por el presidente de la entidad, Antonio Pulido, junto a los respectivos obispos de cada provincia.

El aforo de los espacios será limitado aplicando el protocolo COVID-19 para usuarios y visitantes en todas las sedes de la Fundación Cajasol y el horario de apertura estará sujeto a modificación por ajustes según la normativa vigente en cada momento. Con la inauguración de los tradicionales belenes da comienzo la programación de actividades de Gozos de Diciembre, con actuaciones y espectáculos para toda la familia.

En Sevilla, el belenista Luis Garduño se ha encargado un año más de montar un Nacimiento, que, bajo el titulo ‘La ilusión renace en Belén’, quiere poner de manifiesto la importancia de seguir teniendo la posibilidad de disfrutar del Nacimiento en familia. Se trata de un Belén de más de 145m2, con más de 150 figuras.

El Belén de la Fundación Cajasol podrá visitarse hasta el 2 de enero, con el siguiente horario: Horario del 12 al 17 de diciembre: De 11 a 20 horas. Horario del 18 de diciembre al 5 de enero: De 11 a 21 horas; 24, 31 de diciembre y 5 de enero: De 11 a 14 horas; 25 de diciembre y 1 de enero, cerrado.

En Huelva, la Asociación de Belenistas El Templo, de la Palma del Condado, ha sido la encargada de dar forma este año al Belén de la Fundación Cajasol en Huelva, que puede visitarse en la Sala de Exposiciones El Comercial (C/Jesús Nazareno, 12) y que ha sido inaugurado oficialmente por el presidente de la Fundación Antonio Pulido, junto al alcalde de Huelva, Gabriel Cruz, y el Obispo de Huelva, Mons. Santiago Gómez Sierra.

Un belén a cuatro caras que permite contemplar numerosas escenas con diferentes perspectivas, lleno de detalles dentro y fuera de sus construcciones, que podrán disfrutar todos los onubenses hasta el día 5 de enero, de lunes a sábado, de 11 a 14 y de 16 a 20 horas; domingos, días 24, 31 de diciembre y 5 enero, de 11 a 14 horas. 25 de diciembre y 1 de enero, cerrado, según las restricciones horarias del momento.

Se trata de un Belén napolitano, caracterizado por su espectacular escenografía y profusión de figuras. Abarca una superficie de 15m2, con un total de 110 figuras. El repertorio de accesorios es uno de los mayores alicientes del Belén Napolitano, constituyendo un apartado especial los alimentos que, para esta ocasión, han recreado en productos típicos onubenses tales como gambas, chocos, almejas, fresas, chacinas…

El Belén de la Fundación Cajasol en Cádiz ha abierto al público en Plaza de San Antonio, 14, inaugurado oficialmente con la tradicional bendición por parte del Obispo de Cádiz y Ceuta, Monseñor Rafael Zornoza, que ha estado acompañado por el presidente de la Fundación Cajasol, Antonio Pulido. El Nacimiento, de estilo hebreo, con una superficie de 48 metros cuadrados, cuenta con unas 60 figuras articuladas de candelero de 40 centímetros realizadas en el taller de Artesanías Garduño. Adornado con múltiples complementos de origen napolitano y con construcciones realizadas en porexpán y madera.

El Belén podrá visitarse hasta el 5 de enero, de 11 a 20 horas (hasta el día 17), y de 11 a 21 (desde el 18 de diciembre al 5 de enero), excepto los días 24, 31 de diciembre y 5 enero, que se abrirá de 11 a 14 horas. 25 de diciembre y 1 de enero, cerrado.

Y en Córdoba Antonio Pulido inauguró el Belén, junto al Obispo de Córdoba, Mons. D. Demetrio Fernández González. El Belén puede visitarse hasta el 5 de enero, según las restricciones horarias del momento. De 11 a 14.30 horas, y de 17 a 20.30 horas excepto los días 24, 31 de diciembre y 5 enero, que se abrirá de 11 a 14.30 horas. 

Se trata de un Belén inédito de estilo nórdico creado por la Asociación Cultural de Belenistas de Córdoba. Se compone de alrededor de 50 figuras, todas ambientadas en la época del nacimiento de Jesús. La mayoría de las figuras son de Joaquín Pérez. Algunas fueron creadas por Olot hace más de 100 años, como la escena de la Anunciación de los ángeles en la cueva. Las escenas están inspiradas en un paisaje nórdico, con una sierra nevada al fondo. El Belén tiene más de 30 metros cuadrados.