Jean Paul Laborde, director ejecutivo de la Dirección Ejecutiva contra el Terrorismo del Consejo de Seguridad de la ONU, presentó a la prensa los elementos principales de un informe sobre la existencia de

444721-jeanpaullaborde

Jean-Paul Laborde, director ejecutivo del Comité del Consejo de Seguridad contra el Terrorismo.

30.000 combatientes terroristas extranjeros provenientes de unos 100 países; un problema global, y Naciones Unidas tiene un papel esencial que jugar en la lucha contra este flagelo.

El documento incluye un mapa que identifica los países de origen, los de tránsito, los que se encuentran alrededor de las zonas de conflicto y así como los Estados de destino.

Laborde señaló que en la actualidad se percibe un gran nivel de flexibilidad y fluidez en los métodos y técnicas utilizados por los grupos terroristas, como el ISIS.
“Las buenas en la lucha contra este fenómeno es que los países cada vez más aplican mecanismos de visa de tránsito para contener el flujo de esas personas, al tiempo que no afectan las actividades relacionadas con el turismo. También se está recibiendo ayuda de las empresas privadas. Es imposible combatir a estos combatientes solamente mediantes medidas públicas”, subrayó Laborde.

Añadió que gracias a esa cooperación YouTube ha retirado 14 millones de videos y que Facebook suprime semanalmente un millón de mensajes con elementos que indican pueden estar relacionados a los combatientes extranjeros.

El funcionario señaló que no obstante esos progresos quedan importantes elementos que perfeccionar, como que los gobiernos compartan los datos de la Información Avanzada de Pasajeros, mecanismo del que solo participan 51 Estados miembros.

También mencionó que es inadecuado el trabajo que se realiza contra el financiamiento de esos grupos, principalmente del ISIS.