En detalle, los vuelos internacionales solo se reanudarán en tres grandes ciudades: Milán, Roma y Nápoles. Además, las personas que lleguen procedentes de Europa no tendrán que aislarse por 14 días, a menos que hayan viajado recientemente desde otro continente.

Desde este miércoles, también se permite la libre circulación entre las regiones, pero se mantienen las prohibiciones de grandes congregaciones y la obligación de llevar mascarilla en los lugares cerrados y en transporte público.