• Esta nueva marca se ha convertido en la primera firma de moda en conseguir el sello ISSOP por su compromiso sostenible

Grupo KOKER lanza una nueva línea de negocio basada en objetivos éticos y moda sostenible bajo la marca moolberry. La filosofía de esta firma se basa principalmente en tres pilares: sostenibilidad, comodidad y calidad. moolberry apuesta por colecciones semanales confeccionadas en tejidos naturales en colores neutros  y en fábricas que garantizan artículos saludables, seguros y medioambientalmente sostenibles. Su actividad tiene un compromiso con las personas, el agua, el cambio climático y la biodiversidad.

“En el Grupo hemos sido consciente de que la preocupación de la mujer va más allá de la moda y la belleza. Las mujeres actuales buscamos cubrir nuestras necesidades con productos provenientes de empresas comprometidas y responsables. Hemos creado moolberry para ofrecer a nuestras clientas una alternativa sostenible a la moda convencional”, afirma Priscilla Ramírez, presidenta del Grupo KOKER y fundadora de moolberry.

Todos los proveedores de moolberry y sus instalaciones cumplen con un Código de Conducta y con los requisitos establecidos en sus estándares y en sus listas de sustancias químicas restringidas. “Revisamos contantemente estos estándares para asegurarnos de que aplicamos los últimos desarrollos existentes en calidad, salud y seguridad de producto. No aseguramos del cumplimiento de nuestras exigencias a través de auditorías, planes de mejoras, asistencia técnica y formación”, asegura Ramírez.

Tras los primeros meses en el mercado, moolberry es la primera marca de moda que consigue el sello ISSOP por su compromiso con el medio ambiente, la gestión de residuos y la lucha contra la obsolescencia programada.

Las tiendas moolberry también reflejan el compromiso de la marca. Con una estética cuidada y natural basada en los detalles, ofrece un producto sostenible desde un marco diferente y con una estrategia innovadora. La firma ha cambiado las rebajas por descuentos solidarios y apuesta por dar una segunda vida útil a las prendas en colaboración con sus clientes.

moolberry ya cuenta con dos establecimientos propios situados en calle del Comercio (Toledo) y Avenida Virgen del Sufragio (Benidorm, Alicante) así como una franquicia en Barcelona, Carrer Gran de Sant Andreu 286.