Juan Guaidó ha cumplido 365 días como presidente interino de Venezuela en el contexto del Foro Económico Mundial de Davos

El presidente interino de Venezuela está de gira por Europa. Juan Guaidó aterrizaba el martes en Reino Unido, inaugurando así su primer viaje a Europa para recabar apoyos para lograr un cambio en Venezuela. Allí se reunía con el primer ministro, Boris Johnson, y su ministro de Exteriores, Dominic Raab, ratificando su apoyo. 

Ya el miércoles se vio en Bruselas con el vicepresidente de la Comisión Europea, Margaritis Schinas, y con el Alto Representante para Política Exterior, el español Josep Borrell y el jueves  en el Foro Económico Mundial de Davos, se  reunía con la canciller alemana, Angela Merkel. Este viernes su cita es con el presidente galo, Emmanuel Macron.

Está previsto que el sábado Guaidó se desplace a Madrid, pero no será recibido por el presidente, será la ministra de Exteriores, Arancha González Laya la que haga los honores de anfitriona.

A éste propósito, el expresidente del Gobierno Felipe González ha defendido este viernes a Juan Guaidó como “el único representante legitimado democráticamente” como presidente de Venezuela y frente la “tiranía” de Nicolás Maduro. González hace esta defensa de Guaidó en una declaración remitida a Efe en medio de las polémicas por el hecho de que no vaya a ser recibido en Madrid por el jefe del Gobierno, Pedro Sánchez, sino por la ministra de Asuntos Exteriore, y por la reunión del ministro de Fomento, José Luis Ábalos, con la vicepresidenta venezolana, Delcy Rodríguez, en el aeropuerto de Barajas. Sobre este asunto, la Comisión Europea (CE) señaló este viernes que corresponde a cada Estado miembro vigilar que se cumple el régimen de sanciones comunitario contra países terceros, como es el caso de la vicepresidenta de Venezuela, Delcy Rodríguez, contra la que se aplica una restricción de viajar a territorio europeo.

COMUNICADO COMPLETO DE FELIPE GONZÁLEZ

Considero a Juan Guaido, Presidente de la Asamblea de Venezuela, Presidente Encargado de la República, reconocido por las principales democracias de Unión Europea, de América Latina y del Norte, como EEUU o Canada. Es el único representante legitimado democráticamente, de acuerdo con la Constitución de Venezuela, frente al poder fáctico representado por la tiranía de Maduro y sus apoyos espurios de la llamada Asamblea Constituyente, del Tribunal Supremo o de la cúpula militar. A Maduro sólo hay que creerlo cuando dice que nunca más convocará elecciones para perderlas. Por eso controla el Consejo Nacional Electoral y los poderes citados. La democracia en Venezuela ha desaparecido y ha sido sustituida por una dictadura tiranica que ha convertido a la República en un estado fallido. Así mismo se lo he reiterado a Juan Guaido, con el que me mantengo en comunicación.