La cantidad total de energía con certificación verde será, a partir de 2021, de 70 GWh/año

Endesa garantizará, a partir del año que viene, que un 33% de la energía que reciben los andorranos, proveniente de España, sea de origen renovable. Así lo estipula el convenio firmado este martes entre el director general de Comercialización de Endesa, Javier Uriarte, y el director general de FEDA (productora, importadora y distribuidora de la electricidad en Andorra), Albert Moles. El contrato se enmarca en la voluntad de las dos empresas de apostar firmemente para la reducción de las emisiones de CO2 en la atmósfera.

En concreto, el acuerdo prevé que se importen anualmente 70 GWh de energía eléctrica con la certificación de origen renovable que emite la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC), lo cual equivale aproximadamente a una tercera parte de la energía eléctrica que se importa desde España al Principado. El resto de gigavatios, hasta llegar a los 210 GWh que se consumen anualmente en Andorra, los continuará suministrando Endesa, como hasta ahora, y con el mix energético que ofrezca el mercado.

Gracias a este compromiso, adquirido por los próximos 10 años, los ciudadanos de Andorra recibirán energía más limpia y se prevé que, en un futuro, el peso de la energía renovable certificada siga aumentando a medida que crezca el peso de las energías verdes, las cuales desplazarán gradualmente los combustibles fósiles.

Durante el acto de signatura, el director general de FEDA, Albert Moles, ha recordado que la voluntad de la entidad es apostar cada vez más por las energías renovables y por la reducción de las emisiones de CO2, y que este compromiso no se puede inscribir solo en la producción propia de electricidad, sino que se tiene que extender a la energía que se importa, puesto que todavía representa la mayor parte del que se consume.

Por su parte, el director general de Comercialización de Endesa, Javier Uriarte, ha explicado que la firma de este acuerdo demuestra el firme compromiso de Endesa para seguir liderando la transición energética y el hecho de estar alineados con los Objetivos de Desarrollo Sostenible de las Naciones Unidas. Además, ha señalado que refuerza la apuesta de la compañía para descarbonizar el 100% del mix energético en 2050, con una hoja de ruta que fija objetivos ambiciosos para los próximos años, a la vez que se continuarán satisfaciendo y mejorando las necesidades de los clientes.