El actual presidente del Congreso brasileño, Waldir Maranhão, ha anunciado este lunes la anulación del proceso de destitución de la presidenta Dilma Rousseff, discutido en el Congreso entre los días 15 y 17 de abril en el que la Cámara Baja aprobaba la causa y la enviaba a la Cámara Alta.

La decisión da la razón a una demanda de la Abogacía General de la Unión que detallaba por lo menos cuatro ilegalidades en la sesión de votación que dejó a Rousseff al borde de abandonar la presidencia.

el presidente interino, Waldir Maranhao, ocupa el cargo desde el pasado jueves, después de que el Tribunal Supremo suspendiera a Eduardo Cunha por obstaculizar las investigaciones del caso Petrobras, uno de los varios casos de corrupción en los que estaba implicado el presidente de la Cámara Baja.