La tasa de desempleo en Estados Unidos experimentó un descenso de nueve décimas durante el mes de julio, por tercer mes consecutivo el mercado de trabajo se recupera.