Durante su mandato, que empezará en septiembre en sustitución de la ecuatoriana María Fernanda Espinosa, Tijjani Muhammad-Bande dará prioridad a la preservación de la paz, la consolidación de la actuación contra el cambio climático, el respeto de los derechos humanos y el empoderamiento de la mujer y los jóvenes.

El profesor Tijjani Muhammad-Bande, representante permanente de Nigeria ante las Naciones Unidas, fue nombrado por aclamación para liderar el septuagésimo cuarto periodo de sesiones de la Asamblea General de las Naciones Unidas.

En su discurso de aceptación, el embajador nigeriano señaló que “debemos seguir invirtiendo en el mantenimiento de la paz y la prevención de conflictos, dado que nuestra organización se esfuerza”, y citó el preámbulo de la Carta de la ONU, en “preservar a las generaciones venideras del flagelo de la guerra”.

Destacó que como las Naciones Unidas no han cumplido con las expectativas de sus fundadores en relación a la prevención de conflictos y atrocidades masivas, debemos asumir la responsabilidad conjunta “para hacer del mundo un lugar mejor, más seguro y más pacífico”.

Asimismo, destacó que durante su mandato merecerán especial atención la lucha contra el cambio climático, la promoción de los derechos humanos, el empoderamiento de las mujeres y los jóvenes, y el apoyo a la paridad de género en todo el sistema de las Naciones Unidas, empezando por su propia oficina, donde aseguró guiará todas sus acciones “en favor de la sinceridad, la inclusión y la transparencia”.