El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha ordenado a la Abogacía del Estado que interponga un incidente de ejecución de sentencia ante el Tribunal Constitucional (TC)  para paralizar las decisiones adoptadas por el Parlament de Cataluña, que ha admitido a trámite la ley del referéndum en Cataluña.

Así lo ha confirmado en rueda de prensa la vicepresidenta, Soraya Sáenz de Santamaría, que ha asegurado que el Gobierno ha puesto en marcha “todos los mecanismos legales para responder a esta barbaridad democrática”.

El Ejecutivo señala que el Parlament ha vulnerado este miércoles las sentencias del TC correspondientes  “al 15 de julio de 2017, los autos del TC de 19 de julio de 2016, 6 de octubre de 2016 y 14 de febrero de 2016”, por las que existe una “prohibición expresa de cualquier tipo de votación que favoreciera la celebración de un referéndum en Cataluña”.

Moncloa señala además como máxima responsable a la presidenta del Parlament de Cataluña, Carme Forcadell, que “ha incumplido el mandato al aceptar la admisión a trámite, incluirlo en el orden día y rechazar las enmiendas de los grupos políticos”.

Moncloa no descarta convocar un Consejo de Ministros extraordinario. 

La vicepresidenta ha presidido este miércoles la Comisión de Secretarios y Subsecretarios de Estado para deliberar y aprobar cuantas medidas haya que adoptar en caso de que se apruebe la ley del referéndum.