El este de la India se prepara para la llegada del ciclón Fani, calificado de “extremadamente severo” y que se espera que toque tierra este viernes, con la evacuación de unas 800.000 personas residentes en zonas costeras y el despliegue de efectivos de las fuerzas de rescate. Fani también afectará a los estados de la Bahía de Bengala como Andhra Pradesh y Bengala.

Las autoridades han desplegado equipos de acción rápida de las fuerzas de rescate, y enviado alertas meteorológicas a los residentes y a los pescadores de la región.

El Departamento de Meteorología de la India (IMD) afirmó hoy en un comunicado que “es muy probable” que Fani toque tierra cerca de la ciudad de Puri, en Odisha, con fuertes ráfagas de viento de hasta 200 kilómetros por hora.

El ciclón se encontraba a 450 kilómetros al sur-suroeste de Puri a las 05.30 de hoy, hora local (0.00 GMT), de acuerdo con el último informe del IMD.