El buque turco de exploración sísmica Oruc Reis regresó a puerto el lunes procedente de las disputadas aguas del Mediterráneo, a menos de dos semanas de una cumbre de la Unión Europea en la que el bloque evaluará las posibles sanciones contra Ankara.