Los bancos en Reino Unido deberán tener suficiente efectivo para resistir ante cualquier Brexit desordenado que golpee los mercados financieros en marzo, dijo el jueves el vicegobernador del Banco de Inglaterra, Sam Woods.