No hay vuelos aterrizando ni despegando del aeropuerto de Fráncfort, uno de los mayores de Europa, después de que se avistara un dron en sus inmediaciones.