La aerolínea alemana Lufthansa colocará a más del 60% de sus empleados en desempleo parcial para enfrentar la drástica caída del tráfico aéreo por la pandemia de coronavirus. El grupo, que posee además a la compañías aéreas Austrian y Brussel Airlines, Eurowings y Swiss, se ha visto duramente afectado por el coronavirus, que provocó el cese casi total del tráfico aéreo en varias regiones.