El lunes 9 de abril, la Conferencia Episcopal Española celebra la “Jornada por la Vida” bajo el lema “Educar para acoger el don de la vida”. Un evento organizado por la Subcomisión Episcopal para la Familia y la Defensa de la Vida, quien se encargará de elaborar los materiales para celebrar esta Jornada.

Coincidiendo con la solemnidad de la Anunciación del Señor, es un día en el que se apunta hacia el núcleo familiar como “el lugar privilegiado donde aprendemos el valor y la sagrada dignidad de cada vida humana, incondicionalmente amada por Dios, única e irrepetible, sean cuales sean sus capacidades y circunstancias en las que se halle”, tal y como aseguran, mediante una carta, los obispos de la Comisión Episcopal para la familia.

Documento en el que también reiteran que “el Estado debe apoyar y promover el papel de la familia para que pueda acoger y atender a sus miembros”, cumpliendo así “su misión de preservar, revelar y comunicar el amor” y recuerdan que “el Magisterio de la Iglesia nos invita a recibir el don de la vida, a tomar conciencia de él. No podemos darlo por supuesto, sino más bien ponderar su significado y acogerlo responsablemente. Hemos de reflexionar sobre la vida como un don para entender de qué manera guiamos nuestra propia vida”.