La ONU ha ofrecido al Gobierno su colaboración para investigar el crimen y para proteger a los niños en su camino a la escuela.