Después de 54 años, el secretario de Estado estadounidense, John Kerry, ha reabierto formalmente este viernes la embajada de su país en Cuba, hito en la normalización de las relaciones entre las dos partes. Kerry es el primer jefe de la diplomacia estadounidense que llega a Cuba en 70 años.

Bandera EEUU a Cuba

 

“No hay nada que temer, ya que serán muchos los beneficios de los que gozaremos cuando permitamos a nuestros ciudadanos conocerse mejor, visitarse con más frecuencia, realizar negocios de forma habitual, intercambiar ideas y aprender los unos de los otros”, ha dicho en español John Kerry durante su discurso en la ceremonia oficial de inauguración.

El secretario de estado ha recordado además momentos clave en la difícil relación de dos países, enemigos durante más de medio siglo, y el cierre de la misión diplomática en 1961 tras la ruptura de relaciones.

“Entre los que quedaron en la embajada estaban tres marines: Larry Morris, Mike East y Jim Tracey”, ha dicho Kerry, refiriéndose a los soldados que arriaron la bandera norteamericana el 4 de enero de 1961 y quienes regresaron a La Habana para entregarla a otros tres marines jóvenes que la ha vuelto a izar 54 años después.