Los 22 países han acordado trabajar para mejorar la educación y crear empleo

– La XXV Cumbre Iberoamericana ha finalizado este sábado en la localidad colombiana de Cartagena de Indias, con la aprobación final de la Declaración de Cartagena, en la que los 22 países han acordado trabajar conjuntamente para mejorar la educación de sus jóvenes y crear empleo.

Además de la declaración conjunta, los 22 gobiernos de la región, (los 19 países latinoamericanos, España, Portugal y Andorra), han adoptado el Pacto Iberoamericano por la Juventud, el plan de acción de la cooperación iberoamericana y 14 comunicados especiales.

Cumbre Iberoamericana

El texto principal de la XXV Cumbre contiene 41 puntos que prestan especial atención a los temas de su lema “educación, la juventud y el emprendimiento” y recogen el deseo de empoderar a los jóvenes para incorporarles a un mercado laboral marcado por la gran presencia de las tecnologías.

El primero de los puntos se refiere al Pacto Iberoamericano de Juventud, como un “acuerdo político-institucional que permitira conformar una alianza entre diversos sectores y actores con el fin de mejorar la articulación intersectorial e intergubernamental”.

Por otro lado, adquirieron el compromiso de “incrementar significativamente y de manera sostenida la inversión en Ciencia, Tecnología e Innovación” e “intensificar la cooperación Iberoamericana” en estas tres materias para “complementar las capacidades en infraestructura, equipamiento y recursos humanos”.

Gibraltar y las Malvinas, entre los asuntos

Los 14 comunicados especiales, propuestos a título personal por cada país y algunos entre varios, abordan temas políticos, sociales y culturales y fueron también acordados de manera unánime entre los 22 países.

Entre los políticos están el pedido a Estados Unidos para ponerle fin al bloqueo a Cuba y la instancia a que Reino Unido negocie con Argentina y España para resolver las cuestiones de soberanía sobre las Islas Malvinas y el peñón de Gibraltar, respectivamente.