Una ayuda de 115.000 euros de la Consejería de Empleo, Universidades, Empresa y Medio Ambiente de Murcia ha permitido la puesta en marcha de una instalación de autoconsumo fotovoltaico de 160 kilovatios en la empresa Pavimentos Asfálticos Lario, que ya evita la emisión de 63 toneladas de dióxido de carbono al año, un 36,3 por ciento de reducción con respecto a las cifras previas a este nuevo equipamiento.

La directora general de Energía y Actividad Industrial y Minera, Esther Marín, visitó hoy en Lorca la empresa para comprobar el funcionamiento de esta instalación, que ya está operativa tras la subvención concedida en el año 2017. Gracias a las placas solares instaladas en el techo, la empresa puede autoabastecerse en gran medida sin necesidad de recurrir a la red eléctrica general, lo que permite un importante ahorro energético y económico.

Esther Marín destacó que “en este caso, el nivel de reducción de emisiones de la nueva instalación equivale al dióxido de carbono producido tras recorrer 473.000 kilómetros en un vehículo de gasolina, o el generado en alrededor de 1.183 viajes desde Murcia a Madrid. Es decir, hablamos de cantidades muy importantes”.

La Consejería subvenciona hasta el 60 por ciento de la inversión de las empresas para instalaciones de autoconsumo, no sólo con el objetivo de lograr una mayor eficiencia energética, sino también con el fin de que este ahorro redunde en una mayor productividad y competitividad. Por lo general, la ayuda solicitada es para equipamientos de menos de 100 kilovatios, si bien en este caso esa cifra fue superior.

La empresa Pavimentos Asfálticos Lario fue fundada en 1960 como una empresa familiar de obras públicas y servicios, con dedicación casi exclusiva a la pavimentación de viales y pequeñas urbanizaciones. Actualmente se centra en la producción de áridos y hormigones, así como en la ejecución de grandes obras en carreteras y caminos, obra civil y edificación.