La reforma limita el papel de la oposición y aumenta el control por parte de Pekín sobre Hong Kong

Las autoridades chinas aprobaron este martes (30.03.2021) una reforma radical del sistema electoral de Hong Kong, que incluye la reducción del número de parlamentarios elegidos directamente y un examen sobre su ideas políticas. La reforma, que puenteó al parlamento de Hong Kong, fue directamente decidida por Pekín y es el último paso para sofocar al movimiento prodemocracia tras gigantescas protestas. “El presidente Xi Jinping firmó la orden presidencial que promulga la reforma”, dijo la agencia oficial china Xinhua.

Los 7,5 millones de habitantes de Hong Kong todavía desconocen el contenido de la nueva ley ya que no se han publicado su contenido. Pero Tam Yiu-chung, el único delegado de Hong Kong en el Parlamento chino, esbozó las medidas. “La reforma fue aprobada por unanimidad por los 167 miembros de Comité Permanente del Congreso Nacional del Pueblo”, dijo.

Sometidos a examen por sus opiniones políticas

Con la nueva ley, el número de diputados pasará de 70 a 90, pero solo 20 de estos escaños serán elegidos directamente, frente a los 35 del sistema anterior. La mayoría, 40, serán elegidos por un comité pro Pekín. Los 30 restantes, serán elegidos por algunos grupos representantes de industriales y otros que han sido leales históricamente a Pekín. Cualquiera que aspire a presentarse a la elección será sometido al examen por sus opiniones políticas.

Tam aseguró que el comité de examen lo elegirán las autoridades de Hong Kong y el nuevo aparato de seguridad de la ciudad semiautónoma tendrá la última palabra. “El Comité de Seguridad Nacional y la Policía de Seguridad Nacional proporcionarán informes sobre cada candidato, lo que ayudará al comité de revisión de las cualificaciones”, explicó a la AFP.