Podrían perjudicar el crecimiento económico, destacan

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha suscrito en los jardines del Palacio de la Moncloa el ‘Pacto para la reactivación económica y por el empleo’ con los secretarios generales de CCOO y UGT, Unai Sordo y Pepe Álvarez, y los presidentes de CEOE y Cepyme, Antonio Garamendi y Gerardo Cuerva, respectivamente.

Con este acuerdo, el Gobierno, la patronal y los sindicatos, sellan un compromiso de país para trabajar con urgencia en el refuerzo de la recuperación económica y empleo. Esto implica que, de manera inmediata, se van a intensificar las reuniones en el marco del Diálogo Social. Además, el acuerdo recoge más de una decena de líneas de trabajo entorno a las cuales se pretende sellar acuerdos para reforzar el crecimiento y el empleo de calidad.

Garamendi y Cuervas han aprovechado sus respectivas intervenciones para expresar su rechazo a los planes fiscales del Gobierno, ya que podrían perjudicar el crecimiento económico.

En este sentido, Cuerva ha advertido a Sánchez de que subir los impuestos a las grandes empresas sería un “error”. “La subida a las grandes empresas también repercute en las pequeñas y puede lastrar el crecimiento económico y la inversión”, ha dicho Cuerva, que ha insistido en que ahora es el momento de “creer en la empresa y de apostar por ella” porque así también se apostará por el empleo.

Desde CEOE, Garamendi ha afirmado que ahora no es el momento de abrir el debate fiscal y ha subrayado que lo que hay que hacer es combatir la economía sumergida, porque de allí saldrían “un montón de millones”.