Al menos 60 heridos, una veintena de ellos en estado grave, a causa del estallido de dos bombas en un centro comercial de Pattani, en el sur de Tailandia. Según ha informado la policía local, la primera bomba explotó dentro del recinto a las dos y la segunda poco después en el aparcamiento del edificio.

Las autoridades creen que los autores podrían ser insurgentes musulmanes.