“Nuestra prioridad absoluta es proteger la seguridad y salud de clientes y colaboradores”

Carrefour se ha convertido en la primera empresa de distribución en España en conseguir el certificado AENOR frente al COVID-19. Este sello se aplica en los centros propios de la compañía hipermercados, supermercados, gasolineras, oficinas y en las galerías y centros comerciales gestionados por su filial Carrefour Property.

El certificado de AENOR es un aval externo sobre la efectividad de las medidas que aplica la compañía y de forma paralela, respalda que estas iniciativas cumplen con las directrices marcadas por el Ministerio de Sanidad en materia de prevención e higiene sobre el COVID-19.

Para Rami Baitiéh, director ejecutivo de Carrefour España, “nuestra prioridad absoluta es proteger la seguridad y salud de clientes y colaboradores. El respaldo de AENOR a nuestro trabajo frente al COVID-19 confirma que las medidas que hemos puesto en marcha hacen de nuestras tiendas espacios de compra seguros”.

“Esta certificación impulsa la confianza entre todos los colectivos; un aspecto clave para la recuperación económica y social de los efectos de la crisis del coronavirus. El paso que da Carrefour es coherente con el importante servicio que viene prestando durante la pandemia” ha declarado Rafael García Meiro, CEO de AENOR.

La evaluación que ha realizado AENOR valora aspectos como la gestión de riesgos; la gestión de la salud en el trabajo; la formación, información y comunicaciones desarrolladas; las medidas organizativas (control de aforo, distancias, pantallas); de protección (uso de material de protección individual), así como las buenas prácticas de limpieza e higiene, entre otros.