Impulsarán el renting a particulares y soluciones de movilidad sostenible

CaixaBank, a través de CaixaBank Payments & Consumer, la filial especializada en financiación al consumo y medios de pago, y Arval líder mundial en renting y soluciones de movilidad, seguirán trabajando juntas en la innovación de la movilidad y la creación de nuevos productos y servicios hasta 2025. Juan Antonio Alcaraz, director general de CaixaBank, y Alain van Groenendael, Presidente y CEO de Arval, han firmado la renovación de la unión de ambas entidades como socios en el negocio de renting de vehículos y soluciones de movilidad para España y Portugal.

Juan Antonio Alcaraz ha destacado que “este nuevo compromiso va especialmente dirigido a impulsar nuevas alternativas a la movilidad, más sostenibles y adaptadas al nuevo y cambiante entorno, orientadas a las necesidades de cada cliente, ya sea un particular o una empresa”. El director general de CaixaBank ha querido detallar la importancia del acuerdo, del que ha afirmado que “permitirá transformar la movilidad de las personas de la mano del partner de referencia en el sector del renting y ayudar a los concesionarios a explorar nuevas vías conjuntas de negocio”.

Por su parte, Alain van Groenendael ha afirmado que “con este acuerdo, potenciamos lo mejor de dos mundos, por un lado, la capilaridad y potencial comercializador de CaixaBank, con la trayectoria y experiencia de Arval en el mundo de la movilidad, de forma que podamos acercar la sociedad hacia una movilidad más ecológica, más responsable y más cercana a las necesidades de los clientes que, al fin y al cabo, son los principales protagonistas de esta colaboración”.

Objetivo: impulsar la movilidad del futuro

El nuevo acuerdo establece como objetivo principal para el periodo comprendido entre 2021 y 2025, desarrollar nuevas soluciones de movilidad que ofrezcan una excelente experiencia de usuario, especialmente a través de los canales digitales. Mediante este plan, se prevé alcanzar los 150.000 vehículos comercializados y financiados en el periodo comprendido entre 2021 y 2025. 

Para ello, la propuesta de valor para los clientes actuales y los potenciales se ampliará con productos y servicios específicos relativos a la movilidad eléctrica, compartida, conectada y autónoma.

Al inicio de este periodo de cinco años de colaboración, ambas compañías desarrollarán conjuntamente cuatro grandes proyectos para sentar las bases y conseguir los objetivos marcados.

El primer punto del acuerdo se centrará en la configuración de una nueva organización comercial dedicada a la creación y comercialización de nuevos productos enfocados a la necesidad particular de cada cliente, tanto particulares como empresas. A los particulares se les ofrecerá campañas específicas que incluyan la venta de vehículos de ocasión o digitalización de la experiencia de usuario. Por su parte, a las empresas se les apoyará en todo el proceso a través de los account teams de Arval, donde un grupo de gestores de diferentes departamentos (compras, seguros, mantenimiento, etc.) están a disposición permanente para gestionar todas las necesidades de los clientes y ser lo más reactivos posibles en la tramitación de cualquier solicitud o incidencia. Al mismo tiempo, aportarán soluciones y servicios nuevos como el carsharing para empresas, renting a medio plazo u otras alternativas sostenibles de movilidad.

En el segundo punto se potenciará la estrategia comercial en los canales digitales para ampliar la difusión de los nuevos productos y soluciones. Asimismo, CaixaBank y Arval explotarán la colaboración con el sector para ofrecer ventajas exclusivas a fabricantes, concesionarios y clientes finales.

El tercer punto amplía la comercialización de vehículos de ocasión, proveniente de la cartera de Arval, entre los clientes de CaixaBank en formato de préstamo o second-renting. Dicha propuesta también incluirá los vehículos aportados por concesionarios o clientes CaixaBank.

Finalmente, el cuarto punto será la oferta de renting a todos los concesionarios de España para facilitar la financiación de la adquisición de nuevos vehículos, tanto a particulares como a empresas.